martes, 15 de mayo de 2012

El legado de Jenaro Lazaro Gumiel

Siempre me he preguntado que fue del legado de Lázaro Gumuiel y en concreto del Castillo de La Codosera.
He estado investigando y he encontrado cosas muy interesantes.

Tras la muerte de Jenaro Lázaro Gumiel el 15 de Septiembre de 1977, el religioso salesiano Victorio Mirón Ovejero presenta ante la Dirección General de Servicios Sociales el 12 de Febrero de 1979. La solicitud de clasificación de la fundación Gumiel Obra Social, instituida en La Codosera (Badajoz) y domiciliada en Madrid.


Anterior a esto Jenaro Lazaro Gumiel fundo "Gumiel Obra Social" según documento publico ante un Notario de Madrid con fecha del 3 de Febrero de 1977. En el que se nombre heredero universal de todos los vienes a Victorio Mirón Ovejero, con la obligación de atender y dirigir, con arreglo a su conciencia, las obras benéfico sociales proyectadas en el pueblo de La Codosera.


Por Orden Ministerial del 22-01-1980 y publicado en el BOE 15-02-1980 es clasificada como beneficiaria particular la Fundación Gumiel Obra Social en el que los fines prioritarios son: atención a los niños abandonados físico y moral, a las personas de la tercera edad y cualquier otra actividad tendente al bien moral y material de las persona, mediante la creación de una guardería, un hogar de formación familiar y la construcción en régimen de cooperación comunitaria de residencias para ancianos de las fincas y solares de la fundación.


El resultado de los bienes adscritos era de 24.150.000 pesetas y se confirman como componentes del patronato de la fundación a Victorio y Lorenzo Mirón Ovejero. Que casualidad son hermanos.


El 3 de Octubre de 1984 se firma un convenio en el cual se declara al Castillo de La Codosera como sub-sede del IDAP-EXTREMADURA en el cual se comprometen en buscar los medios necesarios para disponer de una infraestructura básica para su funcionamiento.
El convenio implica:
1º La cesión es a titulo gracioso e ilimitado.
2º Los terrenos cedidos se dedicaran a la actividad propias del convenio.
3º Se ceden los solares al suroeste del Castillo.
4º En caso de renunciar a la cesión se revertirían a la fundación.


El 4 de Noviembre de 1984 se firma la "Declaración de Chandavila" en lo que se supone que es la sede del Centro Iberoamericano de Formación Asistencial y Sub-sede nacional del Instituto Andino de Artes Populares que no es otro que el Castillo de La Codosera.  


Pues bien parece ser que todas esas buenas intenciones que había al principio, no ha llegado a La Codosera. Pero si ha llegado a una finca de Alalpardo (Madrid).


La Fundación Gumiel puso en marcha en 1989 la primera y única residencia que atiende a inmigrantes retornados españoles. Su objetivo es acoger a “niños de la guerra” y emigrantes españoles mayores de 60 años sin recursos que desean volver a España. Ofrece acogida temporal y asistencia sanitaria y social a unos 50 residentes durante el tiempo de permanencia, desde su llegada a España hasta que se les concede una plaza en una residencia de la Comunidad Autónoma de origen. En la residencia El Retorno se juntan las historias y los recuerdos de unas vidas difíciles, marcadas por los duros años de guerra y posguerra. “Aquí me quieren y me respetan, que ya es mucho”, relata una de las residentes. Triodos Bank ha financiado las obras de ampliación y rehabilitación de la residencia.


Aparte de esto la Fundación Gumiel Obra Social recibió del estado publica una resolución de 19 de julio de 2010, de la Dirección General de la Ciudadanía Española en el Exterior ayudas para actividades asistenciales y de atención a mayores y dependientes un total de 315.000 €. En el 2008 recibió ayudas por un montante de 360.000 € . Y entre los años 1989 y 1990 otros 500.000 €, esto son solo algunos de las ayudas recibidas de la fundacion las cuales seguro que hay mucho mas.


Pues bien parece ser que ni los deseo de Jenaro Lazaro Gumiel ni los de muchos habitantes de La Codosera que tal vez pensaba que algo de su patrimonio podría ir para el municipio se ha cumplido.


Es una pena tener un edifico como el Castillo que no esta aprovechado En sus instalaciones se podría poner un museo con las obras, bocetos y otros enseres de Jenaro Lázaro Gumiel para el conocimiento y estudio de los visitantes, escolares … Se podría hacer una sala de exposiciones e invitar a exponer a artistas locales o invitados para que se promocionaran. Alquilar salones para reuniones tanto para empresas privadas, entidades publicas y ofrecerle dichos salones a la Junta de Extremadura para reuniones nacionales e internacionales con otras administraciones o entidades. De esta forma se daría publicidad a la población para que los turistas visitaran la población, daría trabajo y se abarbechara un edificio que con la falta de uso podría deteriorarse con el tiempo.

Solo espero que esto cambie y que las Administraciones Publicas se implique para saber en que situación se encuentra tanto el patrimonio como las cuentas de dicha Fundación y que al menos alguna cosa que deseaba el fundador llegue a la población, por que esto seria una forma de inversión y de trabajo para el pueblo.

Safe Creative #1206071771125

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada